Social Media Links:

Cancuún México 29 de noviembre - 10 de diciembre 
Choose your prefered language: Español | English

El medio ambiente en Quintana Roo

  Conservación y Restauración
 

Quintana Roo es uno de los estados cuya biodiversidad es de las más ricas de México. El 90% de su territorio está conformado por selvas bajas , en las que se albergan más de mil especies de flora, 360 especies de aves, 105 de mamíferos y 83 especies de anfibios y reptiles. El gobierno de México conserva valiosos ecosistemas terrestres y marinos en más de la tercera parte del territorio del estado (Un millón 574 mil 965 hectáreas) mediante el esquema de Áreas Naturales Protegidas. Asimismo, entre 2007 y 2009, el Gobierno Federal ha apoyado con distintos recursos la conservación y restauración de más de un millón 630 mil hectáreas en el estado, a través de otros esquemas de protección ambiental, como pago por servicios ambientales, reforestación y plantaciones comerciales.

Quintana Roo posee 13 humedales de importancia internacional reconocidos por la Convención Ramsar. Los sitios Ramsar del estado cubren una superficie de un millón 71 mil 16 hectáreas. Entre los humedales de Quintana Roo destacan los manglares, que cubren una superficie de 129 mil 921 hectáreas en el estado. Los manglares constituyen importantes sitios de crianza, alimentación y refugio de numerosas especies de importancia comercial y, desempeñan también una importante función como barrera natural contra huracanes. Las Áreas Naturales Federales Protegidas resguardan 64.5% de la superficie actual de manglares, alrededor de 83 mil 326 hectáreas.

Además de las acciones de preservación en el estado, se realizan también diversas actividades de aprovechamiento sustentable. Las Unidades de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA), que cubren 3.82% de la superficie estatal, constituyen alternativas viables de desarrollo socioeconómico en Quintana Roo.

El trabajo de las UMA en Quintana Roo es respaldado por el Centro para la Conservación e Investigación de la Vida Silvestre “San Felipe Bacalar”, ubicado en el Municipio Othón P. Blanco. Este instituto se especializa en recibir ejemplares rescatados y decomisados en los operativos de protección de vida silvestre que realizan la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) y la Procuraduría General de la República (PGR). El Centro tiene a su cuidado distintas especies propias de la región, como el tapir, el mono araña y saraguato, distintas especies de loros y cotorras, así como el hocofaisán. Este último es reproducido con éxito en cautiverio dentro del mismo centro.

  Diferentes programas de conservación de la Tortuga
 
 
 

Se trabaja igualmente con gran esfuerzo en diferentes programas para conservar la tortuga blanca, caguama, golfina, laúd y carey. En las principales playas de anidación del estado se involucra a las comunidades locales en las acciones de conservación de estas especies aún en riesgo de extinción.

Con el fin de aprovechar mejor la vocación del suelo y prevenir los impactos que ocasionan al medio ambiente las actividades humanas en Quintana Roo, el Gobierno Federal ha decretado ordenamientos ecológicos en la zona del corredor Cancún-Tulum, Sian Ka'an, Costa Maya, Bacalar y los municipios Benito Juárez, Cozumel, Isla Mujeres y Solidaridad. Mediante estos ordenamientos se establecen las posibilidades de explotación de los recursos naturales y regulaciones para el uso del suelo con el objeto de que los nuevos desarrollos urbanos y turísticos sigan generando bienestar para los quintanarroenses, al tiempo que los recursos naturales y la biodiversidad del estado se conservan y mantienen sus cualidades.

La gestión de los residuos en un estado con una población creciente también requiere de esfuerzos cada vez mayores. Anualmente, Quintana Roo produce alrededor de 640 mil toneladas de basura. Si bien se dispone de 7 rellenos sanitarios que cumplen con la legislación ambiental vigente, el Gobierno Federal apoya a las autoridades locales para el saneamiento y clausura de los diversos tiraderos a cielo abierto que aún existen. Con una inversión superior a los 84 millones de pesos entre 2009 y 2010, proveniente de recursos tanto federales como estatales, se construyeron 4 rellenos sanitarios y se inició la primera fase de construcción del centro regional en la zona norte, así como de un relleno sanitario en Tulum. En su conjunto, estos esfuerzos beneficiarán a una población de 357 mil 958 personas.

Asimismo, el gobierno de México colabora con las autoridades estatales para que Cancún cuente con su propio relleno sanitario. Si bien las obras aún se encuentran en fase de diseño, esto constituye un primer paso para remediar la necesidad urgente de un sitio de disposición final ambientalmente seguro para esa ciudad.

En Quintana Roo, la mayor parte de los recursos hídricos son subterráneos; de ahí que casi toda el agua que se utiliza en el estado para las actividades productivas y de consumo humano provenga de sus mantos acuíferos. Impulsando en todo el país la operación de plantas de tratamiento de aguas residuales, el gobierno mexicano cuida que las aguas negras no contaminen los cuerpos de agua. En Quintana Roo operan 29 plantas de tratamiento con capacidad para procesar  mil 601 litros por segundo, lo que equivale a sanear 67% de las aguas residuales que se producen en el estado. Con respecto a los servicios públicos de agua y alcantarillado, se tiene actualmente una cobertura de 93% y de 89.5% respectivamente.

Quintana Roo es uno de los principales destinos turísticos del mundo por la belleza de sus playas. Sus costas son el inicio del Sistema Arrecifal Mesoamericano, segundo arrecife más grande del mundo después del de Australia. Los arrecifes coralinos de Quintana Roo son Áreas Naturales Federales Protegidas. En el norte del estado se localiza la zona de agregación de la especie más grande del mundo de tiburones: el tiburón ballena. En esta zona, decretada como Reserva de la Biósfera en 2009, se permite a los visitantes el nado con dicha especie, lo cual constituye una actividad productiva sustentable y una fuente de ingresos alternativa para las comunidades del lugar.

Contar con playas en buen estado es vital para la economía de Quintana Roo. De ahí el carácter urgente que tiene la recuperación de arena de las playas erosionadas por el paso de los huracanes en la última década, en particular del huracán “Wilma” que en el 2005 afectó 90% de las playas del norte de Quintana Roo. Para resolver este problema, el Gobierno Federal realiza obras de restauración de arenas en las playas de Cancún, de la Riviera Maya y de Cozumel en estricto apego a la legislación ambiental. El proyecto, supervisado por el Instituto Mexicano de Tecnología del Agua, reúne todas las características de viabilidad y sustentabilidad y, garantiza la recuperación, conservación y mantenimiento de las playas de Quintana Roo.

El patrimonio natural de Quintana Roo posee y resguarda muchos vestigios de la cultura maya. El Parque Nacional Tulum alberga una fortaleza de más de 900 años de antigüedad, mientras que la Reserva de la Biósfera de Sian Ka’an abriga las ruinas de Chenchomac, Chunyaxche, Vigía del Lago, Xamach, Tampak, y El Platanal. Adicionalmente, las Áreas Naturales comprenden cenotes de agua dulce, sitios inseparables de las tradiciones, ceremonias y leyendas del pueblo maya.

    

Page 'Breadcrumb' Navigation:

Site 'Main' Navigation: